Levantemos  la mirada y actuemos con sentido de urgencia y visión de futuro

 

Por Luis Núñez Barrientos / Contralor Ciudadano

Los invito a reflexionar sobre los desafíos  de nuestras comunas, frente a la nueva realidad que nos ha presentado esta nefasta pandemia . En este contexto, considero pertinente sugerir recomendaciones que permitan colaborar en la gestión de nuestras autoridades sean estas designadas o electas por el voto popular. Entendiendo que la crisis sanitaria agudiza los problemas que arrastran nuestras ciudades por décadas.

Todos tenemos la esperanza que esta crisis sanitaria y económica sea prontamente superada. Esta ha sido una prueba muy dura para toda la humanidad, incluso para naciones con un alto nivel de desarrollo. Sabemos también de primera fuente que esta crisis sanitaria ha dejado en evidencia las vulnerabilidades sociales y funcionales de nuestras ciudades. Razón por lo cual es hora de levantar la mirada y actuar con sentido de urgencia y visión de futuro.

Recomendaciones que pueden ser aplicadas en forma inmediata, que no requieren modificaciones regulatorias o legales: 1)– Habilitar sedes vecinales y/o escuelas que puedan prestar el servicio de acceso a internet, para que los vecinos puedan realizar trámites en línea. 2) Acercar los servicios públicos a los ciudadanos con unidades móviles de esta manera ayudamos a descongestionar las áreas céntricas de la ciudad, cumpliendo el estándar de distancia social. 3) Dividir las ferias libres, en ferias más pequeñas, cuidando que sean equitativas en su distribución y servicio. 4)– Habilitar sedes vecinales o aprovechar la infraestructura de los colegios para hacer comedores solidarios en los barrios, de esta forma se asegurará que los alimentos están elaborados en condiciones sanitarias óptimas.

Recomendaciones post emergencia sanitaria, si bien es cierto difícilmente podremos retomar nuestras vidas tal como la llevamos antes de esta pandemia, debemos prepararnos ahora para enfrentar y vivir en esa nueva realidad. Razón por lo cual propongo las siguientes medidas para implementar : 1)-Establecer horarios diferenciados de la entrada y salida de trabajadores como de estudiantes para descongestionar las ciudades especialmente en horarios punta. 2)– Implementar vías exclusivas para el transporte público, con esto no solo ayudamos descongestionar las ciudades, porque con la reducción de los tiempos de viajes también se benefician económicamente todos quienes trabajan en la locomoción colectiva. 3)– Apoyo al comercio local, con capacitaciones relacionadas con las nuevas tecnologías de mercadotecnia, reducción transitoria de impuestos municipales a sectores productivos de menor tamaño, para aliviarles la carga en el difícil camino de la reactivación a todos nuestros pymes y emprendedores locales.  4)–  Programas de capacitaciones de reconversión laboral  basados en la nuevas necesidades y competencias que demandará el mercado del trabajo.

Revitalización de barrios y dotación de  infraestructura pública, tiene que ser un tema prioritario para los gobiernos regionales y comunales, esto con dos objetivos claros y definidos, el primero acortar la brecha de inequidad de infraestructura pública en nuestras ciudades y barrios y crear una potente herramienta de apalancamiento para la generación de empleos de mano de obra local.

Para terminar esta columna de opinión ciudadana, les expreso la siguiente frase » Siempre es más fácil destruir, que construir»…  los invito a todos que elijamos la opción de construir. 

Comparte

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Deja un comentario